“La Marsellesa”, a golpe de cincel.

 

“La Marsellesa”, de François Rude.

Es muy probable que la primera imagen o idea que nos venga a la mente después de leer el titular de este post es la del nombre que se atribuye al famoso himno de Francia, llamado comúnmente así, “La Marsellesa”. Pero no es a esta Marsellesa a la que nos vamos a referir hoy. Vamos a centrar nuestra atención en un grupo escultórico que está grabado sobre uno de los pilares del Arco del Triunfo de la Place Charles de Gaulle de París.

Si miramos al Arco del Triunfo desde los Campos Elíseos, nos damos cuenta que en la fachada principal del monumento existen dos grupos escultóricos muy significativos, sobre todo para el Emperador Napoleón, quien los mandó construir tras la Batalla de Austelizt en 1805.
El de la izquierda nos muestra al propio Napoleón siendo coronado emperador. El de la derecha representa al pueblo de Francia animando a los ejércitos napoleónicos, muchos de ellos voluntarios, en la partida hacia la Guerra contra Prusia y es conocido como “La Marsellesa”, aunque su nombre correcto sería “Départ des volontaires de 1792”.

El Arco del Triunfo con sus dos grupos escultóricos principales.

Este grupo escultórico fue realizado entre 1833 y 1836 por el escultor francés Francois Rude, mide trece metros de altura por ocho metros de ancho y es un ejemplo insuperable del Romanticismo en el arte escultórico francés. La escultura romántica se distingue de la clásica o neoclásica por los personajes, que expresan emociones violentas, y por un estilo caracterizado por el movimiento intenso y exagerado. El escultor, basándose en los cánones griegos y dando formas según las composiciones barrocas, carga de fuerza psicológica y física un acontecimiento contemporáneo: Los voluntarios franceses empuñan sus armas y se mueven rápidamente para defender sus fronteras durante la Revolución de 1792.

La diosa Belona llevando al pueblo a la guerra.

Belona, la diosa romana de la Guerra, que evoca a “la Libertad” de Delacroix en el cuadro “La libertad guiando al pueblo”, corona el masivo grupo de figuras que conduce a la batalla. Su pierna izquierda extendida hacia atrás impulsa su gran figura alada hacia delante, y su brazo y mano derechos estirados hacia delante, con la espada, crean una dramática diagonal que recorre todo el ancho del grupo de figuras. El motivo está repetido más abajo, en la espada del soldado del extremo inferior derecho, el joven que dobla el brazo izquierdo junto a él, y el hombro y el brazo derechos alzados de la figura cuyo torso y cabeza repiten en cierto modo los de Belona.

El movimiento de avance en este relieve enérgico y profundamente esculpido está reforzado por la vaina vacía de la espada de Belona que vuela hacia atrás, mientras la postura de su pierna derecha, repetida en la postura de los soldados de más abajo, establece una unidad formal dentro del grupo. Debajo de Belona, el jefe de voluntarios, un hombre maduro, con barba y vestido a la romana, agita el casco para llamar su atención y coge por el hombro a un joven desnudo con casco que aprieta el puño izquierdo, y que representa a la juventud dispuesta a sacrificarse por la patria. Detrás, a la izquierda, un soldado toca la trompeta para avisar y otro tensa su arco.

El pueblo siguiendo a Belona con sus propias armas.

Sobre el grupo y a la altura de los pies de Belona, la bandera francesa. Las figuras, en un espacio poco profundo, amenazan con estallar hacia delante y soltar sus amarras de piedra.

A este brillante grupo escultórico realizado para mejor gloria del Napoleón hay que añadirle una curiosidad histórica que acaeció durante la Primera Guerra Mundial. La espada de Belona se partió y se perdió justo el mismo día que comenzó la Batalla de Verdum en 1926 (casi un siglo después de crearse), lo que motivó cierto pesimismo sobre el pueblo francés en torno al resultado de dicha batalla. El enfrentamiento entre franceses y alemanes quedó en empate tras una larga lucha en los campo del nordeste de Francia. Murieron medio millón de soldados de ambos bandos.

El Arco del Triunfo visto desde los Campos Elíseos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s